El mundo del deporte como lo conocíamos ha cambiado, se puede decir que dio un giro de 90°; sí de 90° y no de 180°. Probablemente no sea tan fácil entender, pero trataremos de explicarlo a continuación. 

No se podría decir que los deportes hicieron un giro completo de 180° simplemente porque nuestros deportes favoritos siguen estando ahí, algunos tal vez con reglas adicionales y novedosas medidas de prevención, pero la esencia sigue siendo la misma, y tanto el usuario como el consumidor se encuentran a la espera que todo se normalice un poco para volver arrancar. Ahora bien, siendo participes de un momento histórico, no todo será como antes; es ahí, donde la industria deportiva da un giro de timón obligatorio a un sendero diferente, desconocido para algunos y lleno de nuevas oportunidades, en el que todos estarían de acuerdo que es la mejor opción.  

Este nuevo camino es el de los ESPORTS. 

Si bien muchos equipos a lo largo del mundo ya empezaban a introducirse en este nuevo océano con pequeñas inversiones en equipos locales o realizando patrocinios a plantillas populares en el tema, nunca una liga profesional tuvo que modificar tanto de la noche a la mañana.  

Esto nos trae a los 90°, el camino entre el mundo del deporte tradicional y el de los deportes digitales, una senda que sin lugar a duda nos trajo de golpe una nueva realidad, ya no es el bicho raro aquel que juega y ve jugar, sino él que no lo hace. Lo que abre un sinfín de nuevas oportunidades. 

Recientemente las ligas y torneos más importantes a lo largo del mundo han tratado de cambiar de dirección hacia esas nuevas oportunidades, algunos lo hicieron después que otros, pero tarde o temprano todos tuvieron que evolucionar. Para dar una idea más clara de sobre el tema, inmiscuyámonos un poco en las acciones que fueron tomadas durante los últimos meses.  

Empecemos por nuestra casa, México. Si hay algo que rescatar de la Liga MX fue su respuesta inmediata ante la pandemia, pues fueron de los primeros en crear un torneo virtual con jugadores profesionales de los equipos participantes, creando así la eLIGA MX. Cabe añadir que un tema especial en dicho torneo, fueron las televisoras. Por ejemplo, la televisora TV Azteca logró gracias a sus narradores darle esa chispa vibrante que necesitaba la plataforma. Es una especial mención ya que la eLIGA MX se juega en formato FIFA y tanto Martinoli como Luis García son los narradores oficiales de la competencia PES. 

Por otra parte, en el deporte nacional del Beisbol, también surgieron novedosas ideas virtuales. Como era difícil de predecir, no podían tener una liga como la del fútbol dadas las mismas características del deporte, por lo que se optó por recoger uno de los eventos más emocionantes del diamante y llevarlo a las pantallas de todos. El juego de cuadrangulares o en este caso el eDerby, evento corto, pero definitivamente muy vibrante que nos ha dejado con un gran sabor de boca a todos los amantes del deporte. 

Ahora bien, movámonos al viejo continente, en Madrid se ha dado un golpe de autoridad en el deporte blanco, el tenis. Si bien en los últimos años había incrementado la popularidad del que podría ser el mejor torneo de tenis virtual, el Mutua Madrid Open Virtual se convirtió en un fenómeno al invertir y tener como participante al jugador profesional Andy Murray, quien elevó su nivel de audiencia de golpe y trajo con ello la atención de medios al rededor de todo el mundo. 

Y terminamos con el deporte sueño de cualquiera amante de la combustión interna, la F1. La cual optó por tratar de llamar la atención de todos los seguidores de la velocidad, creando El Gran Premio Virtual de F1, si bien las primeras ediciones contaban en su mayoría con pilotos de reserva de las grandes marcas, para las ediciones más recientes, participaron grandes estrellas de la misma Fórmula 1 detrás de la experiencia más real de todas. Por su parte, la organización brindó simuladores de última generación a los pilotos; lo que inevitablemente emocionó a más de uno de ellos y se encontraron con la oportunidad de ofrecer un nuevo tipo de carrera sin tener como diferenciador las carrocerías y con el orgullo de ganar siempre que distingue a los pilotos. 

 Un ejemplo conocido del atractivo que puede tener los esports para este tipo de deportes es el del Ex campeón del mundo Fernando Alonso, quien opto por invertir en un equipo especializado en juegos de carreras. Lo que nos lleva a otra mención especial la carrera del 29 de marzo en el Texas Motor Speedway en la serie eNASCAR iRacing (Romero, 2020). 

 Si bien el camino a que uno de estos torneos pueda compararse con los grandes tales como The International, CS:GO Major Championships o el EVO por poner alguno ejemplos, suena complicado, pero no imposible pues cada día disminuye esa diferencia. Lo que nos emociona en pensar que deparará el futuro para estos torneos viendo todo el potencial que tienen. 

No queremos terminar sin agradecer a los videojuegos, deportes electrónicos, programadores y a todas las empresas que ahora forman parte de este maravilloso mundo, ya que por ellos hemos podido llevar de mejor manera todos estos cambios a los que el mundo se está enfrentando y lo mejor de todo sin tener que salir de casa. 

Cada propuesta es diferente ya que cada una de ellas trata de sacarle ventaja a las características propias de su deporte, sólo el tiempo dirá cuál de ellas se adaptó de mejor manera y cual simplemente fracasó. Lo que si podemos asegurar es que la fusión de los esports junto con las ligas profesionales llegó para quedarse. Un ganar-ganar teniendo en cuenta que a los inversionistas les abre nuevo mercado potencial; a los profesionales una nueva plataforma para darse a conocer y convivir con sus aficionados, y, a los usuarios nos da la oportunidad de consumir más de nuestros deportes en un nuevo entorno e inclusive permite soñar en compartir tal vez no vestidor, pero si pantalla alguna vez con nuestros ídolos. 

En Sponsor Arena seguros del potencial comercial para las marcas ya que las oportunidades deportivas están ahí, la pregunta es ¿Tú marca aprovechará las nuevas oportunidades? 

Deja un comentario